miércoles, 20 de marzo de 2013

Nepal de Festivales, Retos y Sueños...


Antes de empezar mi viaje, nunca pensé que un día aparecería en Nepal con una mochila, tantos retos y tan grandes sueños por cumplir.


Jamás olvidaré cómo me sorprendió Nepal al llegar…
Cuando volaba emocionada desde Bangkok destino Kathmandú, nunca pensé que estuviera iniciando un viaje tan diferente.
Sabía que no sería como el Sudeste asiático, pero no imaginé un contraste tan tremendo.
Sobredosis Cognitiva.
El barullo, el gentío.
Sentir la invasión de mi espacio personal, que es muy pequeño, pero sentía invadido…
Desconcertada, no sabía si estaba ante un lugar en construcción o en destrucción…
Polvo en el camino.

Tan pronto me sellaron el pasaporte con un “Disfruta mi país” y una sonrisa, supe que en Nepal daría inicio a un nuevo viaje…

Aún sin siquiera imaginar que un día cercano iría a India, mi viaje a India comenzó en Nepal…

Nepal que tanto me regaló…
Nepal del que tanto aprendí…
Me dio la bienvenida en días de fiesta.
Nepal de montañas.
Nepal de llanuras.
Nepal de frío y de calor.
Festivales.
Templos.
Diosas vivientes.
El silencio.
Las alturas y el mal de alturas.
Las estrellas y las manzanas.
El esfuerzo.
Fortaleza física y mental.
Nepal de retos.
Nepal de desafíos…
Nepal de Sueños cumplidos…



Jamás imaginé cuán feliz sería en Nepal.
Nunca pensé que un día me sentaría en una roca, miraría al frente borracha de amor, de gratitud y de altura y ante el Cielo y la Tierra más increíbles del mundo y con lágrimas en los ojos pensaría en el mayor de los silencios:
“Jamás en mi vida he sido tan feliz”.
Tan orgullosa de mí.
Infinitamente agradecida por ser tan gran privilegiada.
Nepal me puso al límite para regalarme la mayor de las felicidades.    
Fui la mujer más Feliz del Universo en Nepal.
Y lloré de inmensa felicidad, después de llorar un tremendo esfuerzo.


  Nepal siempre será para mí un país de Retos personales y Sueños cumplidos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario