jueves, 16 de agosto de 2012

Un poco más de Laos...

Laos, de ríos, jungla y montañas…




Atención al "remo-chanclas"





En Laos, navegué ríos, pero también viajé mucho en autobús y, como los laosianos, luché  contra el polvo de sus caminos….



Taquillero...


En Laos, las mariposas son blancas en el norte y negras en el sur…




Cuando nace un bebé, se le hace una fiesta de "Bendiciones"... Disfruté de una de ellas en una aldea bien remota... Comí, bebí y bailé para darle la bienvenida al peque!!!


Las cuerdecitas blancas son signos de protección y buena fortuna. 


Qué lindo, en algún lugar del sur de Laos, pasear junto a un río y encontrar una fiesta... Los hombres con los hombres; mujeres con mujeres...
Qué honor, ser invitada y tratada como una más, aún sin hablar el mismo idioma....








Horas y horas jugando a cartas en largas noches y días de lluvia.
Hacía años que no jugaba tanto a cartas, como jugué en Laos...



Horas y horas enseñando a jugar a la “brisca” a gente de todo el mundo!!!

Así se juega... con las cartas hacia arriba...
Laos, es para muchos “El País del Millón de Elefantes”, pero para mí… es “El País del Millón de Cascadas”













1 comentario:

  1. maite qué bonito verte rodeada de tan salvaje naturaleza, hermosas gentes y verte a ti tan bonita como siempre! y con tu inolvidable panuelo :) mil besos! Salut

    ResponderEliminar