miércoles, 2 de mayo de 2012

El por qué de mi viaje


A veces, te cambia la vida de repente y parece el fin del mundo… y resulta que es el principio de un nuevo mundo!


En mi vida se avecinaban tiempos de cambio, porque lo necesitaba. Porque aunque adoro Barcelona, me asfixiaba. Porque al final de la semana, no soportaba pensar que había pasado una semana más en mi vida y todo era igual que la anterior.

Porque pasaba los días deseando que fuera viernes y cuando por fin el viernes volvía a casa, a veces, se me escapaba una lagrimilla porque había perdido una semana de mi vida… Y no había aprendido nada!!
Creo que, durante mucho tiempo, lo que aprendía cada día era a amar sin condición…

Sentía que se me escapaba la vida bajo una “felicidad resignada” y no podía permitirlo…

Y el cambio llegó cuando decidí dejarlo todo y probar vivir una temporada en México. Serían tiempos de cambio, de vivir una nueva realidad, de descubrir su cultura, de encontrarme con sus gentes y disfrutar un nuevo momento…

Y de repente, un día todo cambia y te dicen que se terminó la felicidad resignada. Que todo se acabó. Así, de repente, en frio, sin agua templadita…
Y lloré, y me senté en el suelo intentando que mi felicidad no se escapara.
Y pasé horas mirando ese mar que baña mi Barcelona querida y parecía que se me escapaba un poquito de alma bajo cada lágrima.

Fueron momentos difíciles… pero soy tan afortunada que recuperé cada trocito de alma perdida con las redes del consuelo y la energía de la gente que me quiere.


Pensé que yo iba en busca del cambio, pero lo que no imaginaba es que un cambio mucho más importante viniera a mí…


“Si un gran cambio le da la vuelta a tu vida…. Agárrate fuerte y dale la vuelta a tu mundo!!!!”

Y eso hice…agarrarme fuerte a lo único que resiste todos los terremotos de mi vida, sin importar de qué intensidad sean.
Asique con la fuerza, confianza y el ánimo de mi familia decidí darle la vuelta al mundo y empezar una nueva aventura en solitario.

Me dieron fuerzas para volar…y volé lejos!
Tan lejos que llegué en un salto hasta Asia…y empecé un viaje que había soñado millones de veces desde mi “felicidad resignada”.



Y ese es el por qué de este viaje en solitario tan acompañado…que empezó hace casi dos meses!!!


Parece mentira que hace casi dos meses, la noche antes de partir estuviera aterrorizada ante lo desconocido que me esperaba. En ese momento, no me sentía tan valiente como todos decían… jajaj  y ahora me parece una tontería!!!!

Me da pena no haber comenzado a escribir en el blog antes, asique en las próximas entradas copiaré algunos de los emails que he ido escribiendo durante este tiempo para ponerlo al día…


Espero ser capaz de transmitiros a través de mis “crónicas” la experiencia que estoy teniendo la oportunidad de vivir para hacerla un poco vuestra y hacer mi viaje también un poco vuestro…  


9 comentarios:

  1. !Hola Maite! Eres valiente y afortunada. Valiente porque has sido capaz de dar ese giro a tu vida y agarrarte muy fuerte... y dejar de ser "resignada", no todos tenemos ese valor y determinación y Afortunada por el apoyo que has recibido de tu familia y ahora de muchos más amigos (y los que vas a tener y descubrir). Llevo días leyendo tus crónicas que son tus experiencias vitales, nos sorprendes con naturalidad y sencillez, de modo y manera, que nos permites ir "junto a tí y tras tus pasos". Adelante con el Blog, llena este espacio vital de tus viviencias y por favor, compártelas con nosotros, somos muchos los que ya estamos esperándolas. Este es un pequeño paso que complementará tu experiencia vital tan extraordinaria como humana. Un fuerte abrazo de árbol y hasta siempre.

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Yo estoy al final de ese viaje y volver a esa felicidad resignada me da panico. Como conseguir que la manera de vivir durante este viaje sea la misma que la manera de vivir una vida? Como hacer durar esta ilusion, esta alegria de levantarse cada dia para descubrir y vivir nuevas aventuras?

    Me ha encantado leer tu post, pase exactamente por cada una de las etapas que explicas, me siento tan reflejada, es como si yo hubiera escrito este post. Fue un placer conocerte y espero poderte volver a ver un dia! En Laos, en Barcelona o en la conchinchina (aunque en la conchinchina ya nos hemos visto ;) ).

    Un beso enorme!
    Mireia

    ResponderEliminar
  4. Buff May!! Yo también pienso que eres valiente y afortunada por los mismos motivos que te explicó -------------.
    Siento envidia, y si desgranamos qué es eso de sentir envidia, se traduce en poder sentir en tus propias carnes todas y cada una de tus palabras y reflexiones, pero seguir viviendo en esa felicidad incompleta.
    Además, entiendo que la envidia es un reflejo de la necesidad vital que tenemos las personas por alcanzar determinados objetivos, que nos hagan completar nuestro puzle vital.
    Muchos besos, y ánimos ,no para seguir viajando y disfrutando, sino para que continúes este blog, y así nos sigas dando sorbitos de esa “envidia” que cualquier día nos hará pegar un salto y aparecer en las antípodas , jeje, ojalá llegue ese día. MUak

    ResponderEliminar
  5. Maite , agradecerte tu decisión de haber aperturado el Blog que tanto te insisitimos en que empezaras a desarrollarlo .

    Como tus aportes al mismo sean como los e-mails que hasta ahora nos has ido enviando , no me cabe duda que vas a tener muchos seguidores.

    Desearte lo mejor y sabes que te queremos y apoyamos mucho .

    Un fuerte abrazo en la distancia de tu padre y tu madre .

    ResponderEliminar
  6. Hola Maitechu! Ya hace días que veía fotos tuyas en Facebook por Asia, al principio pensaba que era por curro (la verdad q hace mucho q no sabemos nada la una de la otra).
    Ahora veo q estás protagonizando una gran aventura!!! Vaya sorpresa...bueno, viniendo de ti, tampoco tanto jejeje.
    Espero q estruges todo lo que Asia te brinda (yo te voy a ir siguiendo).
    Coincido contigo y con Demi en esa dichosa "felicidad resignada" (a veces, tan difícil de dejar atrás); sería todo un placer reecontrarnos y ponernos al día.
    En fin, pese al tiempo que ha pasado, un abrazo enorme!! Y disfrútalo a tope!!!

    ResponderEliminar
  7. Maite mi AMOR.Gracias por el atardecer,increible.Te seguiré por aquí y por todo el mundo.ya te mando las fotos.TE QUIERO

    ResponderEliminar
  8. Hola Maite, soy tu primo rubén... el pequeñajo del otro Lute ;p... solo felicitarte por la decisión tanto del blog como de viajar; provocas una envidia en mi que empieza a ser insana. Ojalá algún día decida algo parecido. ENhorabuena. Te seguimos desde madrid. Un besazo enorme.

    ResponderEliminar
  9. Hola Maite, qu'e tal??te escribo desde un teclado escoc'es, y bueno, s'olo quer'ia felicitarte por tu valent'ia y animarte a que sigas con entusiasmo tu andadura lozana.
    Soy amigo de tu primo Rub'en, y aunque una escocesa que conoc'i en Francia hace anyos me trajo hasta aqu'i, acabo de realizar un viaje solitario durante dos semanas por Francia, visitando algunos viejos amigos. He tratado de ser qui'en soy durante mi trayecto, el que creo conocer, y al final me he sentido dichoso y he aprendido de todo lo que me rodeaba. Por supuesto, tu latitud es bien diferente, as'i que mant'en los ojos bien abiertos a cada paso, porque a fin de cuentas, t'u eres la protagonista de tu aventura!!!

    ResponderEliminar